Paco Ibáñez: Del Olimpia de París a la Maestranza de Sevilla

20N, 2014. Tener la suerte de asistir al concierto de Paco Ibáñez en la Maestranza de Sevilla, coincidiendo con su 80 cumpleaños, y con la mejor compañía posible. Dejo aquí una buena crónica de la actuación, con múltiples referencias y vídeos.

PACO IBAÑEZ
Paco Ibáñez

De esta memorable actuación un descubrimiento que vamos a reseñar:

“Oroitzen” (Recordando), es un álbum publicado en 1999 por Ibáñez, que como compromiso cultural con su identidad y con sus orígenes, realiza en euskera junto a Imanol. Un disco con recuerdos de infancia cantados en la lengua de su madre, el euskera.

Carátula de 'Oroitzen', 1999
Carátula de ‘Oroitzen’, 1999

Bernardo Atxaga escribe: ‘Como una tela se extiende la vida en la tela aún más extensa del tiempo; algunas veces, entre los hilos brillantes, aparece un hilo inesperado, raro. Así en la vida de Paco Ibáñez, así en su tela, tejida, sí, en las calles de París, en el escenario del Olympia, en compañía de Brassens, en la casa de Moustaki o de Saura, en la labor de repartir quevedos y góngoras como quien reparte leche de casa en casa; pero tejida también, éste es el hilo raro, en una colina del País Vasco…’ (cita tomada del sitio web de Paco Ibáñez).

Escuchar “Oroitzen” en Youtube

Letra de Bihotza – Paco Ibáñez & Imanol (Oroitzen, 1999). Escrita por Federiko Krutwig.

Munduak gezurra diotsu, bihotza.
Gezurra bere argi indarrez,
negarretan miña iñork ez du aditzen,
bihotza, ez du aditzen.

Dadukazun miña ixilik negar zazu
munduak haundituko du ta,
iñork ere lagun etzaitu egingo,
iñori ezer ez esan.

Zoriak behin zutaz,
parre egin nahi baleza,
eragotz, eragotzi eiozu,
barruko penak hil,
ezpainetan parrea kanpora,
ipini ezazu.

Jainko gorde hoiek,
etzaituztet gurtzen nik,
zuek ere hilkorrak zerate,
eta ezerezera, ziurki zoazte,
ezer ez bai zerate.

***

Corazón

El mundo te miente, corazón,
y esa mentira tiene la fuerza de la luz.
Nadie escucha, corazón,
tu llanto y tu dolor, nadie escucha.

Llora en silencio el dolor que padeces,
de saberlo, el mundo te lo agrandará.
Nadie te ayudará,
no digas nada a nadie.

Si alguna vez la felicidad
quisiera reirse de ti, impídeselo,
mata las penas que llevas dentro
y pon una sonrisa en tus labios.

No os adoro, dioses escondidos,
vosotros también sois mortales,
y seguro que vais hacia la nada,
porque nada sois.

Bihotza – Paco Ibañez & Imanol

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s